NOVA Show
Rumbo a la fama

Fer y Kari: La fusión deliciosa del rock y el folklore colombiano

  • Fernando y Karime, el dúo que con veinte años de trayectoria artística innovan con melodías nunca antes escuchadas.
    Foto 1 de 4
  • Fernando y Karime, el dúo que con veinte años de trayectoria artística innovan con melodías nunca antes escuchadas.
    Foto 2 de 4
  • Fernando y Karime, el dúo que con veinte años de trayectoria artística innovan con melodías nunca antes escuchadas.
    Foto 3 de 4
  • Fernando y Karime, el dúo que con veinte años de trayectoria artística innovan con melodías nunca antes escuchadas.
    Foto 4 de 4

Él se siente más interpelado por el rock, el pop y la balada. Ella, fiel a sus raíces, se identifica con el folklore del caribe colombiano. Los dos provenientes del departamento de Córdoba un día decidieron juntarse para crear ritmos que se escapan de lo tradicional, lo versátil y lo corriente.

Karime asistía  con su abuela a los fandangos; porro propio de los departamentos de Sucre y de Córdoba, al festival de San Pelayo y a los eventos relacionados con el bullerengue. “Hay amarre y lo sentimos cuando vemos la reacción de la gente cuando nos escucha cantar”. Fernando que se inclina más  por los acordes de la guitarra eléctrica y la melodía nostálgica del  pop, admite que  conectar géneros musicales tan distintos abre paso a otras sensaciones.

“La fusión de la música tradicional y la moderna la queremos llevar a otros lugares. Mostrar la parte regional, ancestral y tradicional enriquece al artista. La idea es que Colombia se proyecte con otros géneros, además del vallenato, en el exterior”, manifestó el compositor.

Todo comenzó en 1996, más exactamente en el Colegio Nacional José María Córdoba, en la ciudad de Montería. “Bajo Cero” fue el primer proyecto musical de un grupo de adolescentes que  eligió el rock como consigna. La conexión entre Fernando y Karime fue  inevitable.

Después vino “Guartinaja”, la sensación de la costa caribe, con este grupo empieza a  repuntar la que sería una carrera artística con varios exponentes y contrastes musicales. “A finales del 2002 decidimos venirnos a Bogotá, ahora ya estamos erradicados y vivimos y compartimos muchas cosas bonitas  y dedicados de lleno a la música. A partir de ese momento decidimos conformar un dueto", dijo el artista.

La llegada a la capital trajo cambios; la cultura caribeña se caracteriza por ser más dada, más amena, más abierta, con otro sabor y descontracturado. “Tu vecino tiene lo que tiene el otro, se anda a pie pelado y se juega fútbol en la calle y sin camisa”, expresó entre risas, Fernando.

La fusión ha recorrido todo el caribe, Santa Marta, Barranquilla, Sincelejo, Montería, Bucaramanga y Villavicencio. Su sueño es pisar los escenarios de Estados Unidos y Europa y este año planifican una gira por todo el país.

Entre los  músicos  y bandas que influyen sus composiciones y su trabajo están; Maná, Soda Stereo, Enanitos Verdes, Shakira y Juanes. “Quisiera”, es  la última composición que triunfó en Estados Unidos y Panamá, en la voz de Gizz, una cantante peruana. “Es una canción muy actualizada y moderna, nunca ha perdido vigencia aunque ha tenido éxito no sólo en Perú, también en Ecuador. Siguiendo muchos artistas uno aprende de cada pero finalmente encuentras tu identidad”, concluyó.

Fernando no descarta que Argentina sea el país que los lleve al exterior. La pareja relata que en un encuentro con el cantante y compositor Piero intercambiaron experiencias e incluso los motivó a buscar otros rumbos.

Lectores: 1543